El toro en 2011: EL IMPERIO DOMECQ

Quien hace vaticinios suele quedar bastante mal: es difícil acertar. Y más en un asunto tan imprevisible como el de los toros. Pero vistos los resultados de las últimas temporadas, esta de 2011 se perfila de la siguiente manera:

El encaste Domecq es el mayoritario desde hace años. El juego fácil de sus toros, le hace el favorito de los toreros y, por tanto, del gran público, deseoso de ver triunfar a sus ídolos sin meterse en más honduras. Victoriano del Río, Núñez del Cuvillo, Fuente Ymbro, El Pilar, Garcigrande, el Ventorrillo, Daniel Ruíz, Matilla…, son algunas de las ganaderías de mayor éxito en nuestros días. Llama la atención que ninguna está en manos de la familia Domecq. Todas ellas son de segunda generación y de ganaderos nuevos. Si estos señores han superado a los bodegueros jerezanos, se debe a que tienen un concepto más actual del toro de lidia y saben que, junto a la nobleza y la bondad, debe haber casta y movilidad. Porque con el toro bobo y blando la gente se aburre y los éxitos del torero no tienen tanta repercusión. Las ganaderías antes citadas son las de mayor regularidad y las más cotizadas.

Este toro de sangre Domecq ha desplazado totalmente a los Núñez y a los Atanasios como favoritos de los toreros. Hasta tal punto es esto cierto que, de sangre Núñez, sólo se mantiene en las ferias la ganadería de Alcurrucén; y de la sangre Atanasio, solamente Valdefresno y Puerto de San Lorenzo van a las ferias de postín. El toro de Domecq es, en principio, menos exigente que el Núñez y menos abanto que el Atanasio. Y esto explica la preferencia de los toreros por Domecq. Aunque también hay mucho de modismo y de snobismo en el asunto. José Tomás, al anunciarse única y exclusivamente con toros de sangre Domecq, dio el espaldarazo definitivo a este encaste en detrimento de los demás. Y esto es peligroso para la Fiesta.

Estamos viviendo un proceso similar al que experimentó el campo bravo mexicano en los 70. Cuando Manolo Martínez, mandón de la torería mexicana por aquellos años, sólo quería toros procedentes de San Mateo, hizo que el resto de los encastes mexicanos terminasen en el matadero. Lo mismo está pasando ahora en España. La cabaña brava se está empobreciendo y uniformizando. Y el predominio del encaste Domecq empieza a ser monótono y agobiante. Además, junto a las espléndidas ganaderías anteriormente citadas, se han creado otras muchas a base de desechos que decepcionan al aficionado exigente por su escasa raza, nula fuerza y pobre juego.

Durante cuarenta años, Victorino Martín ha sido el rey del toro torista. Es decir, del toro criado para satisfacer al aficionado y no para agradar a los toreros. Y Victorino fue el rey porque tenía una cualidad que no tenían sus competidores: regularidad. Mientras sus rivales eran irregulares, el de Galapagar triunfaba a golpe cantado. Con los cárdenos la emoción estaba asegurada. Pero desgraciadamente Victorino ya no tiene aquella regularidad en el triunfo.  Ahora, los victorinos están sometidos a los mismos vaivenes con el mismo resultado incierto que las otras ganaderías. La masificación,  el aumento de vacas madres que procuren corridas para todas las plazas y asegurar así un negocio muy rentable, ha hecho que los victorinos hayan bajado de nivel.

Puede que el hacer un toro más “light”, también haya influido. Se ha desvirtuado el cartel legendario del que no hace mucho disfrutaban los victorinos. En este 2011, Victorino está obligado a pegar una campanada y triunfar por todo lo alto para rehabilitar su cartel. En la misma situación y salvando las distancias, se halla su sobrino Adolfo, que hace mucho que no lidia una corrida completa.

Con respecto a las demás ganaderías toristas, hay que reconocer que suelen ser muy desiguales y muchas veces decepcionan por su poca fuerza y pobre juego, lo que refuerza a las ganaderías del partido único, a las ganaderías de Domecq. Las ganaderías toristas, tan queridas por el aficionado tradicional, no están en su mejor momento. Miura, es triste decirlo, se halla en una evidente decadencia. La mansedumbre y la flojedad se han hecho muy habituales en tan señera divisa. Los actuales propietarios de Pablo Romero bastante tienen consiguiendo que sus toros no se caigan y aguanten la lidia hasta el final. Samuel Flores y el Conde de la Corte tampoco atraviesan por su mejor hora. Cebada Gago anda sumida en una mansedumbre y un mal estilo insoportables… Las que mejor juego dieron el año pasado fueron Cuadri y Dolores Aguirre. Pero ya se sabe que estos hierros cambian mucho de un año para otro. Las mejores noticias a este respecto fueron ver como una ganadería de encaste santacoloma, como la Quinta, se ha afianzado en las grandes plazas… Y ver como los últimos veraguas de Prieto de la Cal, vuelven  a asomarse tímidamente a las ferias.

¿Qué les ocurre a las ganaderías históricas? Dos cosas: padecen una consanguinidad galopante, y no se adaptan a la tauromaquia actual, de faenas larguísimas, de dos mil muletazos. Pero, a pesar de estos problemas, los buenos aficionados abogamos por su continuidad, porque estas ganaderías son la que rompen la monotonía imperante.

Por último, hay que hablar de los encastes que ya no cuentan. Los murubes se han refugiado en las corridas de rejones, donde ocultan bien su problema de sosería y poca fuerza. Buendía, Coquilla, Contreras, Vega Villar y demás encastes de formato pequeño, están al borde de la desaparición desde que hace cuarenta años se impuso el gusto por el toro de volumen desmesurado. Para acabar de pintar tan sombrío panorama, los programas de saneamiento de la Unión Europea están diezmando de forma inmisericorde la cabaña brava. Y la crisis económica está azotando cruelmente a muchos ganaderos, que están a punto de tirar la toalla. Un desastre. Que Dios nos coja confesados.

      

 

J.A. del Moral

J.A. del Moral

Escritor, periodista, comentarista, crítico taurino y conferenciante. Cubre la temporada entera cada año desde hace más de 40, con más de 8000 corridas vistas.

1 Resultado

  1. El toro en 2011: EL IMPERIO DOMECQ De Toros en Libertad por Jose Antonio del Moral is a sensible subject, trate with more attention.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

También puede interesarte: