3ª de la feria de San Isidro en Madrid. Un toro de bandera

La corrida de José Escolar fue para apretarse los machos. Toros duros, correosos, de mucho peligro. Pero con dos excepciones: el cuarto, que se dejó torear, y el primero, que por su guapeza, casta y bravura, fue un toro de bandera. El petardo que con este toro dio Rafaelillo, fue de aúpa.

Madrid. Plaza de Toros de las Ventas. Jueves, 12 de mayo de 2011. Tarde nublada con excelente temperatura. Casi lleno. Seis toros de José Escolar, muy bien presentados, duros y con mucho peligro, salvo el cuarto, que se dejó, y el primero que fue de bandera. Rafaelillo (morado y oro) bronca en ambos. Fernando Robleño (grana y oro), aplausos en ambos. Alberto Aguilar (azul y oro), silencio en ambos.

La corrida de José Escolar fue como eran las de Victorino hace treinta años. Tremendamente exigente para con el torero, de una dureza que se ve muy poco últimamente. Todos los toros exigieron mucho: los bravos por repetidores y fieros; los mansos por listos y peligrosos.

Ante este material quien más digno estuvo fue Robleño, a pesar de haberle tocado un lote pavoroso. El segundo de la tarde fue un manso de los que arrean hacia la querencia y pegan cabezazos con mucha brusquedad. Y el quinto fue el típico saltillo tobillero que no tiene un pase. Estar delante de estos toros, simplemente con dignidad y sin decomponerse, ya tiene un enorme mérito.

Robleño estuvo dignísimo. Aguantó toda clase de arreones y tarascadas a su primero. En los medios le hubiera achuchado menos. Pero con un toro como este irse tan lejos de la civilización, debe ser algo terrorífico. El quinto tenía ideas asesinas por tanto como buscaba y de tan corto como se quedaba. Se lo quitó de en medio rápida y limpiamente.

El lote de Alberto Aguilar fue parecidísimo al de Robleño, con un  tercero de una enorme brusquedad y dureza, que se hartó de dar cabezazos, y un sexto que, después de tomar un puyazo de bravo, se rajó, desarrollando sentido y quedándose muy corto. El chaval anduvo por allí intentándolo, aunque no siempre dio el último paso. Pero se trataba de una papeleta muy difícil de resolver. Los mató, que no es poco.

Quien tuvo suerte fue Rafaelillo. Se llevó el que podría ser el toro de la feria: “Tartanero”, número 58, de pelo cárdeno y 521 kilos de peso. Era un brazo de mar de tan guapo como era. El típico cárdeno corniveleto de Albaserrada. Fue un toro de vuelta al ruedo. Tomó tres puyazos yendo alegre y apretando, y llegó a la muleta comiéndosela en cada pase. No era el toro bobo del agrado de los toreros; era el toro verdaderamente bravo, con esa bravura agobiante por repetidora e incansable. Toro que consagra o hunde sin términos medios. Todo depende de si se le aguanta el tirón o no. Con toros como este lograba Ruiz Miguel éxitos de clamor.

Este toro descubrió las muchas carencias de Rafaelillo: incapaz de quedarse quieto, de dejar la muleta en la cara y de tirar de la embestida hasta el final… Y lo desbordó en muchas ocasiones por dudar y estar al hilo del pitón, cosa que no tolera el toro de casta. Por ejemplo, lo hizo correr en los dos intentos de serie que hubo por el pitón izquierdo. Una faena llena de carreras y de mantazos a mil por hora. Y encima mató mal. Una vez más me acordé de aquella célebre frase de Juan Belmonte: “Dios te libre de un toro bravo”. Delante de un toro así no puede estarse tan a la deriva.

Después de haber cantado la buena tarde de Rafaelillo con los Miuras en Sevilla,  hoy tengo que hablar de un fracaso. Parece como si el domingo pasado en La Maestranza se le hubiera acabado la gasolina. Aquél quinto toro de Miura ha desquiciado a Rafaelillo. Además lo suyo es robar con habilidad medios muletazos. Pero torear un toro por abajo, con muletazos largos…, eso no es capaz de hacerlo.

Y para más inri salió el cuarto, el otro toro bueno de la corrida. Un toro de pitones pavorosos que no hizo gran cosa en el caballo, pero que embestía bien a la muleta siempre que se le hicieran las cosas bien. Es decir: echando la muleta al hocico y llevándole largo y por abajo. Rafaelillo estuvo con él tan mal como con el primero, a la carrera y sin parar quieto. Y lo peor es que se ha echado encima al público madrileño, que fue quien le apoyó y lo puso en las ferias. Se ganó dos buena broncas. Quizá mejor eso que la indiferencia…

¡Menudo competidor tienen ahora Victorino y Adolfo! Fue una hora y tres cuartos de auténtica emoción. Porque mansos o bravos, buenos o peligrosos, todos los lidiados ayer eran auténticos TOROS.

J.A. del Moral

J.A. del Moral

Escritor, periodista, comentarista, crítico taurino y conferenciante. Cubre la temporada entera cada año desde hace más de 40, con más de 8000 corridas vistas.

12 Resultados

  1. Bruno dice:

    Totalmente de acuerdo,este San Isidro me esta recordando otros tiempos capea con los mansos, Ruiz Miguel y sobre todo que vuelva MANILI y D Enrique , ni esta pero se le espera.

  2. jose maría gómez dice:

    Gran primer toro. Rafaelillo, a toros como éste, lo primero que hay que hacer es llevarlos con la muleta por abajo, ¿Porque ya no se empiezan las faenas de esta manera, como siempre se hizo y máxime con estos toros?, para enseñarles a embestir y la muleta siempre por delante, y no dejarlos con un puyazo de menos. El toro era de lío grande, y me importa un huevo lo que diga en contra algun ignorante. El 4º en menor medida tambien tuvo importancia. Hoy volveremos al insufrible encaste “artista”. Todavía no me he repuesto del “hartazgo” de bravura de El Vellosino. Y quedan unas cuantas como ésa, de las que Cayetano se pasa el toro a tres metros y medio con el capote y algunos se vuelven locos, como si hubieran resucitado Fernando Domínguez y Victoriano de la Serna.
    Saludos

  3. QUINTO TORO dice:

    Estoy de acuerdo al 100% con la crónica. Es la única (y he leido casi todas las de la prensa) que hace justicia al ganado. Aunque en muchas ocasiones no estoy de acuerdo hoy tengo que poner un 10 a D. Domingo.

  4. Juanjo Glez. dice:

    Corrida dura toda ella en santacoloma salvo el 4º en saltillo.Los toreros hicieron lo que pudieron salvo Rafaelillo que pudo hacer algo más en su 1 toro.Hoy veremos como salen los toros artistas de Juan Pedro.

  5. Paco dice:

    Absolutamente de acuerdo con Domingo, para una vez que vemos toros de verdad con sus dificultades como debe de ser un toro, algunos los tachan de inlidiables.
    Me pregunto que pensarán toreros como Ruiz Miguel, Damaso, Padilla, Fundi…

    ¿ Porqué a Rafaelillo siempre le sale el peor toro de cada corrida sea del encaste que sea?

    Sencillamente, porque está muy lejos de lo que es torear a un toro, solo se desenvuelve con los marrajos auténticos, lidiandoles por delante pero una cosa es lidia y otra torear.

  6. Jonás dice:

    El especialista nº1 en este tipo de corridas (sin lugar a dudas), ahora resulta que no sabe lo que se hace. Que después de las que se ha tragado en Francia, Sevilla, Madrid, Valencia, Pamplona, etc. no se le perdona un dia malo, y no solo eso, sino que como dice el señor Delgado de la Cámara, parece que Rafaelillo está ahí porque lo ha enchufado el ayuntamiento y es sólo un torero “habilidoso para robar medios muletazos”.
    Es ud. un oportunista que ha aprovechado esta tarde para darle de lo lindo al bueno de Rafaelillo, como a modo de venganza personal por alguna cuenta pendiente.
    ¿Ha leido el resto de la prensa del dia? Es ud. el único que trata con esa falta de respeto a este torero.
    Le invito a que vea alguna de las corridas de Rafaelillo en Murcia, con ganaderías “comerciales”, seguro que descubre algo más que “habilidad para robar medios muletazos”.

  7. Aquilino Sánchez Nodal dice:

    ROTOS, DESCOSIDOS Y TOROS DESAPROVECHADOS

    ¡Por fin a la tercera! El jueves 12, vieron los aficionados madrileños una corrida de toros, con alguno imposible, un par buenos y uno magnífico pero todos encastados. Presenciar un espectáculo en su más pura emoción nos hace recordar
    Pocas veces corresponde a la realidad el anuncio de los carteles, “Gran corrida de toros. Se lidiarán 6 hermosos toros, 6 de la acreditada ganadería de … “. Alguna es cierto, la regla confirma la excepción. Aquel día se lidiaron 6 hermosos toros, 6. No exageradamente grandes ni chicos pero bravos y con trapío. Un toro de lidia no necesita más adjetivos que … trapío y casta.
    Aquel cercano Domingo de Resurrección, 3 de Abril de 1.945 se lidiaron 6 toros con trapio,6 de la acreditada ganadería del señor Calderón por los diestros, Félix Colomo, Mario Cabré y Eugenio Fernández “Angelete”. Como tantas veces, “tarde de expectación tarde de decepción”. Naturalmente los tres matadores afirmaban que el ganado tuvo la culpa de sus mediocres actuaciones. Cada mochuelo en su hotel relatan sus impresiones de aquella corrida de toros:
    Los tres matadores se hospedaban en la misma pensión cerca de la plaza de Roma. Habitaciones estrechas, incómodas con puertas de cartón piedra. Félix Colomo ha puesto un guarda en el pasillo para no ser molestado, Garachaga impide traspasar el umbral a todo mortal que lo intentaba. A través de la puerta se podía oír perfectamente la conversación telefónica que el torero mantenía con un amigo de Barcelona:
    -“La corrida ha salido muy dura – argumentaba el de Navalcarnero – Los dos echaban las manos por delante, apretaban para adentro con mal estilo. Una lástima …” – Al instante sale el apoderado y explica a los gaceteros: “La corrida por su presencia ha llegado a los espectadores para confundirlos y no se han dado cuenta de que lo más fácil, es que con esos toros, hubiera ido a la enfermería mi torero sin pena ni gloria” – Félix Colomo cuelga el teléfono y sale en ayuda de su mentor: -“Mejor cabía decir que en tardes como la de hoy se va para el con mucha pena y con muy poquita gloria”.
    Mario Cabré en su habitación charla con cuatro o cinco incondicionales, entre estos reconozco a los grandes artistas, Juan y Armando Calvo que intentan persuadir al matador de que ha salido del trance con cierto decoro.
    -“Con ganado – dice Cabré – como el de esta tarde es imposible hacer el toreo moderno que estriba en permanecer como una estatua y que el toro haga todo lo demás. Solamente he podido abreviar e intentar matar lo mejor posible, cosa que he conseguido. Ese ha sido mi cometido en la corrida de hoy”. – Juan Calvo, aduce:-“Esas corridas hay que lidiarlas al estilo antiguo, sin para de mover al toro por la cara. En otro tiempo, tu decisión de quitar de delante a esos “judas” que te han tocado, lo antes posible, habría obtenido el reconocimiento de todo el público. Ha sido como si a un buen cantante le exigiéramos que diera un do de pecho al cantar una romanza de pésima letra” Los amigos tratan de llevarse al torero para que olvide el trago pero Mario no está de humor, los despide y se queda a solas con sus pensamientos.
    Eugenio Fernández Sánchez “Angelete” se está despojando del vestido de torear con la ayuda de su mozo de espadas. El matador muy cariacontecido trata de explicar su actuación: -“Mi primero saltó al ruedo con buena embestida pero no fue picado en condiciones y evolucionó a peor ha llegado a la muleta con mucho peligro. El sexto era más noble aunque resultó inlidiable al salir siempre suelto de cada muletazo, así es imposible cuajar una faena”. La verdad es que “Angelete” manejó la muleta como una balleta de fregar suelos, siempre enlolada ¡Que toreo tan desastrado y que torero tan desastroso!.
    Lo positivo de tanta jindama resultó ser la brevedad que pusieron los tres espadas en liquidar los seis toros. En todas las épocas ha habido rotos, descosidos y demasiados toros desaprovechados.
    Fue hace mucho tiempo pero los tres matadores de la corrida de José Escolar podrían haber empleado sus mismas palabras.
    Muy mal Rafaelillo. Otra de los mismo de Robleño. ¿Quién llevó a Alberto Aguilar al patíbulo? Mucho arroz para unos pollos famélicos.

    Aquilino Sánchez Nodal.

  8. pipe dice:

    un toro que jamás humilló ¿puede ser el toro de la feria? he visto el video varias veces, Rafaelillo a la deriva pero no engañen al personal, el toro de Victorino jamás fué así, se comían la muleta por abajo no remataban al pecho del torero. Da la impresión que aquí escriben muchos amigos de Escolar, contra quién nada tengo, pero a ver si alguna figura se apunta a su corrida como siempre se han apuntado a la de Victorino, ni locos. Domingo ultimamente me estás sorprendiendo negativamente, haces juicios muy aventurados ¿como afirmas que el 5º miura desquició a Rafaelillo? parece que traes las crónicas hechas, aprende un poco de un gran maestro como Ja del Moral

  9. josem dice:

    ¿como Victorino? el de Galapagar te decía los toros que iban a embestir y no fallaba, Escolar dijo en la tertulia de Molés que el lote bueno ¡era el de Robleño! Está de Victorino a años luz en todos los aspectos. Además de que los toros son intoreables demostró no tener la ganadería en la mano como la tienen los grandes ganaderos

  10. alex dice:

    Muy buena crónica, como dicen algunos por ahí arriba es la única que hace de verdad justicia con el ganado, no como algunos que se dedican a “joder”(con perdón) a las ganaderías que son duras y exigentes y con las que torean sus toreros, las figuras, se callan la boca como cerdos… pero bueno peor para ellos.
    Fue una corrida interesantisima para mi gusto, hubo de todo pero sobre todo tuvo emoción que es lo que necesita la fiesta, a Rafaelillo buff estaría desconcertado entre lo de ser papa y lo de Murcia, se le perdona y a Robleño y Aguilar estuvieron muy dignos con sus pedazo de lotes.Y vaya 2 toros que se le fueron a Rafaelillo, como dicen en otras manos lo que hubiese pasado…..

  11. tremendo cacao dice:

    increible el cacao de muchos aficionados, pretenden que a toros como el 1º se les pegue 50 muletazos como si fuese un toro convencional. El año pasado un aficionado conocido mio me dijo que su torero favorito era Morante y su ganadería favorita Palha, dos caras de la fiesta imposibles de casar

  1. 13/05/2011

    […] 13.05.2011 3ª de la feria de San Isidro en Madrid. Un toro de bandera […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

También puede interesarte: