¿Peligran también los toros en San Sebastián?

Por si no tuviéramos bastante con la prohibición de celebrar corridas de toros en Cataluña a partir del próximo año 2012 si no lo remedia el Constitucional, el reciente e inesperado triunfo electoral del partido etarra Bildu en San Sebastián que en su programa electoral ofrecía otro tanto para la capital guipuzcoana, ha vuelto la zozobra sobre el futuro de la Fiesta en una de las plazas más importantes de España, la de Illumbe, que tanto costó construirla tras el empeño político del concejal asesinado por ETA, Gregorio Ordóñez, y del gran empresario, Manuel Chopera, sin cuya absoluta disposición, el nuevo coso cubierto no hubiera visto la luz y San Sebastián no habría vuelto a celebrar por todo lo alto la feria de su famosa Semana Grande, interrumpida durante 30 años tras la desaparición del viejo y asolerado coso de El Chofre. 

La nueva corporación municipal de la capital de Guipúzcoa presidida por un alcalde del recientemente partido proetarra Bildu, ofrece en su programa de gobierno la posible suspensión de las corridas de toros en la nueva plaza de Illumbe en la que, en todo caso y bajo su mando, primarán los espectáculos deportivos. Al efecto de la prohibición de los tradicionales festejos taurinos durante Semana Grande Donostiarra, la propuesta de Bildu consistirá primero en llevar a cabo una consulta popular entre los habitantes de la ciudad para que se manifiesten a favor o en contra de los toros.

Sin embargo, el fin de las corridas en Donosti tendrá que esperar porque la anterior corporación presidida por Odón Elorza, ya había firmado con la actual empresa Chopera (los hermanos Pablo y Oscar Martínez Labiano) la explotación de la plaza durante la presente temporada, así como una prórroga para el próximo año 2012. Prórroga que el nuevo ayuntamiento también podría rechazar. No obstante e incluso si el próximo agosto se celebrara la famosa feria taurina, los aficionados de San Sebastián no cesan de comentar la triste posibilidad de que el nuevo Ayuntamiento pueda entorpecer el mejor desarrollo de los espectáculos taurinos mediante lo que supondría no hacerse cargo, como venía ocurriendo, de los gastos que genera el arreglo del dispositivo técnico para abrir y cerrar la cubierta del coso – el año pasado no se hizo y hubo que ver las corridas con la cúpula cerrada con el consiguiente e insoportable calor -, así como del dinero necesario para poner en debido funcionamiento las instalaciones de la enfermería y sus quirófanos de la plaza y del desolladero de las reses. Ambas cuestiones pendientes de resolver sin contar con otro grave inconveniente por las molestias que los aficionados y espectadores en general tendrían que padecer en el caso de que el nuevo Ayuntamiento no ordenara ni dispusiera el plan de transporte público que todos los años funciona para mejor desplazamiento – subida y bajada desde Illumbe a distintos lugares del casco urbano – de los que asisten a los festejos sin vehículo propio, que son la inmensa mayoría por lo costoso e incómodo que resulta subir hasta donde está situada la plaza.    

A estos temores, se añaden las dificultades que surgieron hace dos años cuando SADE (Sociedad Anónima de Espectáculos) recurrió ante los tribunales la ilegalidad de la concesión de los terrenos de Illumbe por no haberse convocado un concurso público y verse perjudicados en sus negocios cinematográficos por las varias salas de cine que se construyeron anejos a la plaza de toros. Recurso que se vio en todas las instancias hasta que fue finalmente aceptado por el Supremo. Momento en que la plaza pasó de manos de los Chopera al Ayuntamiento que tuvo que pagarles una indemnización por lucro cesante 20 millones de euros aunque luego quedó en algo menos. En los dos últimos años, la feria la siguieron organizando los Chopera mediante concursos restringidos y en esto mismo está actualmente la situación, aunque con el agravante de que, en caso que no se puedan celebrar más ferias, los abonados que en su día adelantaron el dinero correspondiente a varias temporadas, tendrían que recibir el que quedaría pendiente, a razón de un total de 60 millones de pesetas por año incumplido.

No va a ser fácil, pues, terminar de un simple plumazo con los toros en San Sebastián aunque, como hemos dicho, si el nuevo Ayuntamiento no ayuda sino que entorpece, todo pudiera suceder en grave detrimento de la Fiesta.       

Las plazas de toros de San Sebastián

La plaza de Illumbe fue inaugurada en la Semana Grande de 1998 con una corrida de Torrestrella que lidiaron José María Manzanares padre, Enrique Ponce y Francisco Rivera Ordóñez, festejo en que obtuvo un gran triunfo el gran torero valenciano al cortar tres orejas.

Sobre las plazas anteriores podemos decir que ante la carestía de los espectáculos taurinos de Atocha, surgió la sociedad Nueva Plaza de Toros de San Sebastián, dirigida por Francisco Mendiluce, que adquirió la propiedad de la colina del Chofre, sita en el barrio de Gros, con objeto de construir un nuevo coso taurino. Paralelamente, el Club Cantábrico propuso la revitalización de la Plaza de Atocha. Ante la posible competencia entre ambas plazas de toros, la Sociedad de Fomento de San Sebastián, vinculada al citado “Club Cantábrico” y a otras instituciones de gran poderío económico en la ciudad, compró la Plaza de Toros a Arana, comenzando los festejos bajo la gestión de la nueva empresa en 1902.

Para este año había comenzado ya la construcción de la plaza de toros de El Chofre, dotada de un ruedo de 52 m de diámetro y un aforo de 13.000 espectadores. Su diseño se debe a la mano del arquitecto Aladrén, terminándose en 1903 bajo la dirección del arquitecto Urcola. Tal hecho propició un acuerdo económico entre las dos sociedades taurinas, quedando la “Nueva Plaza…” con la exclusiva para organizar espectáculos taurinos en la ciudad. En general, la Plaza del Chofre fue explotada directamente por la Sociedad hasta 1927 en que se entregó la gestión a Eduardo Pagés (1927-1946) y a Pablo Martínez Elizondo (“Chopera”) (1946-1952), siendo ambos períodos de gran brillantez. En 1952 las acciones de la “Nueva Plaza de Toros de San Sebastián” cambiaron de mano y fueron a parar al entorno de los propietarios de la Plaza de toros de Madrid. El contrato de Chopera finalizaba en 1951, de forma que la Sociedad bajo nuevo accionariado mayoritario explotó directamente la plaza hasta que en 1973 se celebró el último espectáculo taurino. El derribo de la plaza, enmarcado en una importante operación inmobiliaria, tuvo lugar en marzo de 1974.

J.A. del Moral

J.A. del Moral

Escritor, periodista, comentarista, crítico taurino y conferenciante. Cubre la temporada entera cada año desde hace más de 40, con más de 8000 corridas vistas.

4 Resultados

  1. BRUNO dice:

    La fiesta de los toros es muy Española y muy Vasca.( Jon idigoras chiquito de Amorebieta y Morenito del alto gran aficionado y novillero)

  2. COMENTARIO dice:

    Donde haya antiespañolismo, aquí en la península ibérica y en Hispanoamérica, hay antitaurinismo: al toreo lo mata, y antes lo ha limitado en su crecimiento, en su aceptación y en su desarrollo el clima de degeneración moral y el analfabetismo de una parte gigante de los pobladores de la península ibérica, (no hablamos de Portugal).
    En España, aparte de nobles aficionados a los toros, que nunca han obligado a nadie ni a ver toros ni a torear, hay perroflautas okupadores de casas con sabor e intenciones batasunos que son favorables a una izquierda antiespañola. El tipo de guarrete quejica indignado 15M. Hay, también, montañas de bellacos analfabetos sin autenticas malas intenciones, pero sin un gramo de altura moral para conmoverse constatando la destrucción de España en todos los órdenes, que hozan y se solazan en el barro del voto a la PSOE, partido que en extensión, no en intensidad es el mayor mal de España. Hay nacionalistas antiespañoles, que en intensidad, no en extensión son el mayor veneno que sufrimos: TRAIDORES EN TODO. Y muy peligroso, hay una creciente cantidad de analfabetos situados a la derecha del espectro político, a pocos pasos de ser antitaurinos sin racionalizar mucho su sentir. Su sueño es asimilarse en gustos a la órbita del mundo que manda, el anglosajón protestante que impone técnicas, idioma, músicas y cine… ¿Podríamos ponernos un ejemplo de estos últimos en un pijo de Majadahonda, votante del PP y antitaurino, porque los toros NO pertenecen al mundo en el que en el fondo a él le hubiera gustado nacer… porque los toros no son aceptados por las gentes que viven en los países que pertenecen a ese mundo…?
    En fin, a mi juicio, el antitaurinismo y la lucha contra él, es la noticia taurina de todos los días. El asunto que todos los que aman el toreo, deben tener presente siempre.
    ¿San Sebastián? SIN NINGUNA DUDA EN EL PUNTO DE MIRA DE LOS ETARRAS DE BILDU. Es una regla de tres elemental que el banderillero viejo más humilde y el becerrista más ingenuo que trata de empezar a torear DEBEN CONOCER A LA PERFECCIÓN. Recuérdese, además, las bajezas de los nacionalistas del PNV en la votación sobre los toros en el País Vasco tras la prohibición catalana. Son tan mierdas, tan asesinos y tan traidores como los de Bildu, pero sin querer arriesgarse a ir a la cárcel: Antiespañoles y antitaurinos, por mucho que alguno pueda pertenecer al Cocherito de Bilbao.

  3. Uno del 9 dice:

    Los ciudadanos de San Sebastian con su voto son los que han querido que BILDU obtenga el poder. Pues ahora que sean ellos los que llenen la plaza de toros, los fastuosos hoteles de la ciudad y sobre todo los carisimos restaurantes regentados por famosos chefs, algunos de los cuales ya tuvieron problemas con la justicia por el pago del impuesto revolucionario. La solidaridad de estos chefs con la ciudad es manifiesta: casi todos ellos tienen restaurante en Shangai y el inclito Juan Mari Arzak maxismo representante de este movimiento se ha establecido en Aviles. Yo desde luego no me pienso dejar un solo euro en San Sebastian mientras el regidor de la ciudad sea de BILDU. Lo siento por la familia Chopera y por la memoria de Gregorio Ordoñez, pero en esta situacion no vuelvo a los toros a San Sebastian.

  1. 21/06/2011

    […] 18.06.2011 ¿Peligran también los toros en San Sebastián? […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

También puede interesarte: