5ª de San Juan en Alicante. Suerte y triunfo de Francisco José Palazón

De entre los nobles aunque flojos toros de Juan Pedro Domecq, el tercero tuvo clase excepcional. El torero local, Francisco Javier Palazón, supo aprovecharlo y cortó dos orejas. Morante se lució a la verónica, pero no supo administrar sus dos faenas, limitadas a bonitos pases y preciosos detalles frente a dos reses que merecieron un trato más adecuado. Con peor suerte, Manzanares quedó a la par con el mal primero y cortó la oreja del bravo aunque muy desigual quinto. 

Plaza de toros de Alicante. Miércoles 22 de junio de 2011. Quinta de feria. Tarde calurosa con más de tres cuartos de entrada. Seis toros de Juan Pedro Domecq, de bonitas hechuras, justo trapío y nobles en distintos grados de fuerza. La energía del muy dócil primero duró lo que el recibo de capote y enseguida, aunque siguió colaborando, fue perdiéndola y poniéndose incómodo. El aún más débil segundo, aunque manejable, terminó a la defensiva. De preciosas hechuras y excepcional clase el tercero. El cuarto, con el hierro de Parladé, también noble pero muy flojo. Bravo y franco el quinto pero sin ninguna clase. Terciado e incómodo el sexto. Morante de la Puebla (grana y azabache): Petición insuficiente y ovación. Pinchazo y estocada, aviso y ovación. José María Manzanares  (lirio y oro): Gran estocada, ligera petición y ovación. Pinchazo y estocada en la suerte de recibir, oreja. Francisco José Palazón (celeste y oro): Estocada trasera, dos orejas. Casi entera, silencio. Salió a hombros. Bien en palos Curro Javier, Juan José Trujillo y Alfredo Cervantes

Uno comprende que las empresas traten de rebajar los altos presupuestos de las corridas con más de dos figuras a base de aligerar el precio con un tercero que les acompañe. Pero, casi siempre, el que hace de telonero o de escoba, caso de ayer con local Palazón, en vez de ayudar en la taquilla, perjudican. Menos mal que el chico tuvo la suerte de cara con el único gran toro y supo aprovecharla. Y es que Francisco José Palazón casi no torea pese a la buena clase que posee. Pero en Alicante suele brillar con sorprendente esplendor. Si bien anduvo con el capote que manejó con variedad y buen gusto, mejor con la muleta en cuanto a estilo aunque sin poder evitar algunas caídas del toro. Especialmente, se gustó al natural en dos soberanas tandas. Luego bajó el nivel, pero los alicantinos se volcaron con su más modesto paisano. Y más tras matar de una estocada trasera pero efectiva que le valió dos orejas. No tuvo el santo de cara con el deslucido sexto toro, el más terciado del envío, y aunque quiso mucho, su actuación distó una barbaridad de la anterior y, en cierta manera, Palazón volvió a donde estaba.  

La tarde no pudo iniciarse mejor con un espléndido ramillete de lentas verónicas a cargo de su actualmente mejor intérprete, Morante de la Puebla. Y aunque el toro perdió fuerza, el gran artista prosiguió sembrado en su faena de muleta, solo que la en este torero inevitable hondura de los pases perjudicaron la bondad del animal, razón por lo que la bella obra sufrió imperfecciones y momentáneos eclipses. Al de la Puebla se le escapó triunfar para abrir boca.  Sin llegar a tan altas cotas con el capote, Morante volvió a veroniquear al cuarto. Pero su evidente flojera, apenas le permitió más que recetar pases bonitos y preciosos aunque aislados adornos. Se equivocó Morante iniciando la faena agarrado a las tablas. Eso es malo con un toro tan flojo porque suele estrellarse y así ocurrió ayer. Menos mal que, a pesar de ello, el animal siguió embistiendo bien por el lado derecho, pero no por el izquierdo. En su habitual busca de la inspiración a cualquier costa, Morante termina amontonándose  cuando no amanerándose y  desperdicia muchas oportunidades efectivas. Ayer, dos.

Mejor administrador por lo que aprendió de su padre y lo mucho que ha ido ganando en técnica por sí mismo, José María Manzanares Samper cuidó mucho y sacó más partido del que mereció su oponente al que mató con la fácil contundencia que le caracteriza.

Remontó la tarde y su feria con el bravo aunque informal quinto en una faena que tuvo muy buenos pasajes junto a otros menos acertados hasta que, otra vez en la suerte de recibir, mató de pinchazo y estocada. La verdad es que, pese a conseguir acercarse al grandioso toreo que está haciendo esta temporada, Manzanares no tuvo suerte con los toros que le correspondieron en su feria más querida y, contra pronóstico, tampoco logró el gran triunfo que todos esperábamos, sobre todo al ser la base del ciclo.  

J.A. del Moral

J.A. del Moral

Escritor, periodista, comentarista, crítico taurino y conferenciante. Cubre la temporada entera cada año desde hace más de 40, con más de 8000 corridas vistas.

4 Resultados

  1. jesus andres dice:

    sr. del moral.
    explíqueme cómo se compagina lo de bonitas hechuras con tener justo trapio

  2. J.A. del Moral J.A. del Moral dice:

    Buenas hechuras son las que tienen los toros bajos, armónicos y bien proporcionados. El trapío tiene que ver con la sensación de peligro que deben dar los toros por su aspecto físico, empezando por lo agresivo de sus pitones y la seriedad que les distingue por su cuajo, su cara e incluso por su mirada.

  3. Jose Eugenio dice:

    Sr Del Moral,me gustaria saber su opinion sobre el hecho de cargar la suerte..a mi modo de ver Josemari nunca lo hace,torea siempre con la pata contraria escondida y descargando la suerte osea destoreando..Asi muletazo podra ser muy largo y bello;pero eso no es torear,para torear es condicion indispensable cargar la suerte..INDISPENSABLE..
    Por otra parte observe usted lo lejos que se pasa los toros..en ocasiones cabe un autobus entre él y el burel..
    Me gustaria saber su opinion al respecto..Muchas gracias..

  4. J.A. del Moral J.A. del Moral dice:

    Mire usted, señor. Su confusión al respecto es total. Ud, como tatos en Las Ventas, ceen que torear es algo sujeto a unas reglas basolutamente rígidas que, por cierto, la mayoría de los que así piensan lo exigen a rajatabla a los toreros que no les gustan y lo admiten sin discusión a los que adoran aunque sean malísimos profesionale. Eso del toreo puro es una entelequia variable. Y es que los toros no son iguales en su comportamiento, razón por la que torear cambia según sea cada toro. Lo primero que hay que exigir al torero es que domine al toro y luego, una vez dominado, hacerle pasar por delante según se comporte cada animal, lo más quieto que pueda y lo más templada y lentamente que sea posible. Esto último es indispensable porque, si no se templa, si se dejaque los pitones tropiecen los engaños, las embestidas empeoran por malas o buenas que sean. Una veces en linea recta cuando así debe hacerse para ir alargando las embestidas cortas, y otras en línea curva cuando los toros pueden soportarlo y no les afecta. Y en cuanto a lo de cargar la suerte, tambén está usted confundido. Cargar la suerte no es otra cosa que alargar los pases todo lo que sea posible. Hay toreros que echan la pierna contraria adelante para conseguirlo, otros que no porque les basta alargar el brazo hasta donde puedan y otrosque hacen ambas cosas a la vez. Y luego que cada cual se exprese con el estilo que tenga y lo consiga con naturalidad y sin efectaciones. Sepa usted también que todo eso de lo que tanto hablamos ahora de cruzarse o no cruzarse, se empezó a decir desde que los toros empezaron a pararse por exceso de tamaño y de peso. Antes los toros se veían solos y había que quietaselos de encima como cada cual podía hacerlo. Y eso de que Manzanares se los pasa lejos y que deja la pierna retrasada es lo mismo que hacía Antonio Ordóñez, maestro de maestros que, si estuviera vivo y pudiera torear, los que opinan los mismo que usted, le pondían a parir… Pero bueno, por supusto que usted está en su derecho de opinar lo contrario por lo que en vez de disfrutar en las corridas buenas, seguirá usted pasándolo mal. Lo siento. Le recomiendo que lea mi libro “Cómo ver una corrida de toros” en donde todo esto está exaustivamente explicado. Muchas gracias por su atención, amigo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

También puede interesarte: