Murió Pepe Manzanares, gran profesor de exquisiteces toreras

Como si el experimento de los vasos comunicantes hubiera podido aplicarse a las dinastías toreras de los Ponce y de los Manzanares, con apenas cinco días de diferencia tras la muerte de Leandro Martínez, abuelo del maestro valenciano, anteayer martes 4 de septiembre murió en su casa de Alicante, ciudad donde también nació, el padre y el abuelo de grandes toreros de la casa, respectivamente José María padre y José María hijo con el apéndice del otro nieto torero, Manolito, el jovencísimo rejoneador. Tan  cercana coincidencia no solo se produjo por el fallecimiento de ambos abuelos del toreo, también coinciden en fraternal y mutua amistad, en concepto del toreo y hasta en estilos aunque cada cual con su particular acento.

Justamente: El pasado 24 de junio y en la corrida que en Alicante se celebró para conmemorar el X aniversario de la alternativa de Jose Mari hijo, el padrino, Enrique Ponce, brindó la muerte de su primer toro a toda la familia Manzanares, allí presentes. El abuelo, Pepe, y sus dos hijos toreros. Todavía estoy viendo como a los Manzanares les saltaban las lágrimas en los ojos mientras escuchaban las emocionantes palabras que les dedicó Enrique. Especialmente las del abuelo que, además, fue obligado a saludar respondiendo a una clamorosa ovación con todo el público puesto en pie. Pepe se adelantó del grupo hasta casi los medios, pienso que más orgulloso de haber sido el creador de dos de los grandes artistas del toreo, que de lo que él mismo había sido en su corta vida profesional.

Y es que, como Leandro, el abuelo de Ponce, también Pepe Manzanares perteneció a esa especial clase de maestros educadores de sus descendientes partiendo de sus  fracasos, no de sus éxitos. El toreo está casi lleno de padres, abuelos, tíos en sus días frustrados matadores a los que Dios les tuvo guardado el privilegiado regalo de verse realizados en sus hijos o nietos.

Pero el caso de Pepe Manzanares, quizá menos conocido que el de Leandro Martínez, tuvo dos singularidades que añadió a sus enseñanzas puramente profesionales como son la técnica, el cuándo, el por qué y el cómo llevar los engaños. Fueron efectivamente dos y exclusivas: la exquisitez en hacer el toreo y el sentido romántico de la vida y hasta de la profesión. Mezcla que, en el caso de su hijo y su nieto, se ajustó como un guante a ambos. En efecto, los Manzanares padre e hijos, son  románticos como su abuelo solo que necesariamente controlados por la obligación de ser clásicos.

Creo sinceramente que en cuanto a fidelidad al clasicismo o, mejor dicho por lo que representan los espadas mencionados al neoclasicismo – que es lo que nunca pasó ni jamás pasará de moda sino que permanecerá por encima de cualquier innovación más o menos revolucionaria -,  al primer torero que lo encarnó juntando en una sola pieza cuanto habían aportado Joselito, Belmonte y Manolete, Antonio Ordóñez, le siguieron en excelencia estos levantinos que llevan en sus almas toreras la luz cálida del Mediterráneo y en sus modos, “las olas del mar que se van y se vienen…, se van y se vienen…”

De esto, el que más sabía y sentía fue Pepe Manzanares y los que más lo han puesto en práctica son su hijo y su nieto. Descanse en paz y uno mis lágrimas a las de sus descendientes por la sincera y larga amistad que mantenemos.

J.A. del Moral

J.A. del Moral

Escritor, periodista, comentarista, crítico taurino y conferenciante. Cubre la temporada entera cada año desde hace más de 40, con más de 8000 corridas vistas.

1 Resultado

  1. Fabio dice:

    Muy bien la definicion del “neoclasicismo” y su interpretes y la del toreo de los levantinos paragonados a “las olas del mar que van y vienen”, que, por cierto, encontramos en su dia en una edicion de la obra “Como ver una corrida de toros” en proposito del toreo magnifico de Josè Maria Manzanares.
    Por supuesto un fuerte abrazo a la dinastia de los Manzanares.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

También puede interesarte: