th

La pura y dura realidad ganadera del momento

Se quejan los aficionados – nos quejamos todos o casi todos – de que las figuras actuales limitan el número de ganaderías a no más de cinco o de seis hierros, en su mayoría procedentes del mismo encaste y llevamos razón. Pero ¿cómo andan las de los otros encastes? y, aún más, ¿cuantos de los otros encastes perviven verdaderamente aprovechables?…

Desgraciadamente, muchas ganaderías que hace treinta años o quizá más eran moneda común en casi todas las ferias y, sobre todo, en las más importantes, hace mucho tiempo que, o no existen o mal viven agónicas. Los más famosos encastes salmantinos han desaparecido. De todos los Pérez solamente lidia Montalvo y sus toros actuales proceden del encante universal o dominante,  Domecq. Pasaron a las historia los AP, los Gracilianos, los Argimiros… Del encaste Atanasio o Atanasio-Lisardo, solamente siguen lidiando Puerto de San Lorenzo y Valdefresno. Hace mucho tiempo ya que desaparecieron los Galaches y los Coquillas de Sánchez Fabrés. De las tierras extremeñas, lo que hay ahora mismo es de Domecq-Domecq-Domecq y más Domecq… Allá quedaron muertas o casi muertas las ganaderías históricas como la del Conde de la Corte. La única bandera que permanece desplegada del encaste Núñez es la desde hace tiempo muy prestigiosa de Alcurrucén gracias a la indeclinable afición y sabiduría de  los hermanos Lozano.  De las manchegas, Samuel Flores ¿en qué quedó?. Desde que Enrique Ponce dejó de matarlos, en casi ninguna parte. Viven a Dios gracias y a la familia Martín, los ya eternos de Victorino que todavía sigue siendo una ganadería realmente admirable pese a los inevitables baches que padece como siempre padecieron todos los encastes. Se salva también la ganadería hermana de Adolfo aunque mucho más corta y de menor regularidad. Mal viven los primos de Escolar Gil. Y si nos bajamos a Andalucía, ¿qué es lo que queda además de la inundación general de Domecq?, ¿qué hay de Santa Coloma salvo lo de La Quinta?  Nada. De los famosísimos toros de Urquijo-Murube, solo se salvan los que cría Pedro Moya, El Capea y menos mal que queda algo… Y Miura. Pero ¿cómo va Miura? Viviendo de su leyenda y de su historia. No de la más pura realidad… Salta un toro simplemente manejable de Miura y le dan premios absolutamente inmerecidos. ¿Donde estás aquellos toros de Miura que sembraban el pánico nada más saltar al ruedo?  Ni en los Sanfermines se ven… ¿Y Pablo Romero? Mejor será no entrar en detalles… Pero ya que estamos por las tierras andaluzas, habrá que nombrar la ganadería que pasta en el término municipal de Constantina, la de Dolores Aguirre, o los Atanasios de la guerra… que no entienden casi ninguno de los que los torean…

Seguro que me habré dejado algunas ganaderías en el “tintero”. Pero díganme los atentos lectores de esta página, de donde más podríamos tirar.

La conclusión de todo esto es que, si domina Domecq con todos los defectos y carencias que queramos ponerles, es porque este encaste es el que más y mejores resultados viene dando desde hace muchísimos años.   Y que cuando saltan toros realmente bravos, encastados y nobles como los que suelen lidiarse de cualquiera de las ganaderías procedentes de este encaste, ninguno o casi ninguno de los procedentes de los restantes encastes le llegan a las pezuñas.

Escribo estas lineas desde la experiencia que supone estar viendo toros por todo el mundo – casi doscientas corridas al año – desde hace más de cincuenta.

J.A. del Moral

J.A. del Moral

Escritor, periodista, comentarista, crítico taurino y conferenciante. Cubre la temporada entera cada año desde hace más de 40, con más de 8000 corridas vistas.

4 Resultados

  1. Juan dice:

    Creo que en plazas de primera por ejemplo Las Ventas deberían a la hora del reconocimiento los veterinarios tener en cuenta el encaste, antes de desecharlos, puesto que por ejemple es imposible que le pasen el reconocimiento a un toro de Sánchez Fabrés del encaste coquillas y asi otros muchos encastes que deberían de tenerse en cuenta en los reconocimientos, yo me pregunto no tendrán más culpa los VETERINARIOS Y LOS PROPIOS MATADORES.

  2. Joselito dice:

    Otros hierros y encastes que están dando buenos resultados son Baltasar Ibán (Contreras) y Cuadri (encaste propio. También Torrestrella y Cebada Gago como encaste que no es propiamente Domecq. En cuanto a los Atanasios o más bien Lisardos, están Adelaida Rodríguez y Pedraza de Yeltes. Y Prieto de la Cal, como casta Vazqueña, también saca algún toro, eso sí, en Francia. En cualquier caso, y aunque es cierto que el encaste Domecq es el que mejores resultados está dando, también es cierto que: 1º sus ganaderos podrían “fabricar” toros más encastados que los que sacan. Fuente Ymbro y El Pilar los han sacado frecuentemente y hace más años El Torero era el mejor ejemplo. ¿Porqué no los sacan así otros ganaderos de este mismo encaste?. Y 2ª, si a los toros de otros encastes se les dieran más oportunidades ¿no tendrían estos encastes muchas más probabilidades de sacar toros válidos para la lidia actual? Muchos de estos hierros y encastes que apenas lidian en España, sí lo hacen en Francia y la Tauromaquia allí está mejor que en la vida. Villamarta, Pedrajas, Vega Villar… ¿vamos a dejar entre todos que sean carne de matadero? Yo me niego y seguiré pidiendo variedad de encastes en todas las ferias.

  3. gregorio dice:

    Joselito, de Cuadri embiste una corrida cada tres, de Adelaida y Pedraza una cada cuatro, de Cebada (cada vez más flojos) una cada cinco y de Prieto no acuerdo una corrida embistiendo (algun novillo o toro suelto pero muy pocos). Y digo esto con todo el respeto para estos ganaderos y con la esperanza de verle donde se merece. Pero hoy la realidad es esta. Bien es cierto que hay más ganaderias que las 5 que siempre matan las figuras, como las de Torrestrella, El Puerto, Fuente Ymbro, Alcurrucén. Pero no muchas más. Al contrario yo recuerdo toros muy complicados de Victoriano, Zalduendo, Cuvillo, Carcigrande, El Puerto que han pegado fuertes cornadas a toreros y banderilleros. Si eran de otros hierros ni me imagino la que se montaba con los topicos de “los toros de verdad”

  4. Joselito dice:

    Gregorio, es cierto que embisten más toros de Garcigrande que de Cuadri o más toros de Juan Pedro que de Pedraza de Yeltes, pero quisiera matizar varias cosas. 1º Son camadas más extensas y se anuncian en muchas más ferias, por tanto, tienen más posibilidades de éxito. También de fracaso, que de hecho los tienen y bien sonados, pero ya sabes que un toro bueno tapa 10 toros malos (o más). 2ª Los lidian primeros espadas, que por la calidad y la experiencia, dado que torean más, les dan un mejor trato que a los toros que no quieren las figuras, generalmente lidiados por segundos, terceros y hasta cuartos espadas y que obviamente, hacen lo que pueden ante estos toros. 3º Los toros de encaste Domecq que embisten, la mayoría lo hacen con muy poca trasmisión de tal forma que no se puede comparar ni de lejos con la transmisión de la embestida de un Victorino, un Cuadri, un Valdefresno o uno de Ibán cuando embisten, por citar algunos hierros y encastes. 4º Una figura del toreo debe demostrar su superioridad ante cualquier hierro y encaste y si sus veedores visitaran las fincas de Cuadri, Prieto de la Cal, La Quinta, etc, seguro que les sacaban algún toro en condiciones. Y 5º, si seguimos “dando bola” solo a lo de Domecq (que está muy bien cuando tienen raza, pero cuando no, son un petardo) estaremos condenando al matadero toda la riqueza genética que tiene el toro de lidia en España y eso, entre todos los estamentos (políticos, ganaderos, empresarios, toreros, afición…) no lo deberíamos permitir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

También puede interesarte: