th

12ª y última de feria en Sevilla. Todos felices menos Fandiño en el 75 aniversario de Miura

Sevilla. Plaza de la Real Maestranza. Domingo 26 de abril de 2015. Decimosegunda y última de feria. Tarde nublada,  lluviosa y con viento en el momento de empezar el festejo. Casi lleno.

Seis toros de Miura, Muy bien presentados en el tipo de la casa y con sobrados kilos. Intoreable el primero de principio a fin. Bravo y más que manejable por el lado derecho el segundo hasta que no quiso más. Malo sin mayores problemas el tercero. Apenas manejable el cuarto. Más que manejable el quinto.  Muy enrevesado y a peor el sexto-

Dávila Miura (vino rosado y oro): Estocada atravesada que hizo guardia, pinchazo hondo atravesado perpendicular y descabello, palmas. Buena estocada de efectos rápidos, oreja pedida con unanimidad.

Manuel Escribano (corinto y oro): Pinchazo y estocada, gran ovación con saludos. Oreja de toda ley.

Iván Fandiño (caña y oro): Estocada trasera y tres descabellos. Pinchazo y estocada, silencio.

 (Foto: Arjona)

Pronto llegó el final. En Sevilla se hacen muy cortas las ferias aunque en demasiadas corridas hemos atravesado un largo desierto de casta, de fuerza y de bravura. Luego se arregló con las últimas. Se celebró ayer el 75 aniversario de la ganadería de Miura en Sevilla sin faltar ningún año. Oiga, eso tiene un mérito tremendo tanto por parte de los ganaderos, que ya van por la cuarta generación, como de la empresa de la plaza de toros y del público que, a través de tanto tiempo, ha permanecido fiel a la legendaria divisa.

Para mayor celebración del evento, el único miembro de la familia que salió torero, Eduardo Dávila Miura, reapareció la tarde de ayer porque, aun siendo muy joven todavía, hace años que se retiró. Suerte, mucho suerte le deseamos. Fue un gesto realmente encomiable y de agradecer. Como también deseamos  suerte a los otros dos espadas. Manuel Escribano y Fandiño.  Este último la merece más que ninguno porque el pobre anda alicaído tras su desastrosa tarde de Madrid donde, por cierto, ninguno de los seis toros que mató en solitario fue de Miura. Ayer tuvo que enfrentarse a dos y entre que no le sonrió la suerte y que  no anda precisamente en buen momento, fue el único disgustado del festejo. Porque saltaron algunos toros manejables y tanto Dávila como sobre todo Manuel Escribano salieron encantados de la plaza.

Muchos paraguas durante el paseíllo. Y expectación consiguiente al ver salir a Dávila Miura antes que sus compañeros. El público obligó a saludar a Eduardo Dávila Miura una vez terminado el paseo. Invitó a sus compañeros a compartir la ovación.

Cárdeno obscuro el primero sin que se le notaran los 599 kilos que pesó. Dávila lo pasó de capa en el recibo como buenamente pudo. La fiera se quedaba corta frenándose y derrotando por arriba. Cumplió manseando en el primer encuentro con el caballo. Y lo mismo hizo en el segundo. Blandeó además. Dávila quitó con dos faroles y media. Imaginen como fueron. Dejó de llover antes de que le clavaran las banderillas.  Bastante bien, por cierto. Berreó y se dolió. Gran mérito de los peones. Eduardo brindó al público en los medios. Arreció el viento mientras Dávila sacaba al toro de los terrenos cercanos a tablas. Intentó torear en redondo. En la primera serie el animal perdió la manos y en la segunda faltáron milímetros para la voltereta en un derrote del morlaco. Insistió Dávila logrando algún medio pase y otra vez por poco fue cogido al dar uno de pecho. Por el lado izquierdo fue aún peor. Ni uno pudo sacarle completo aunque en tres medio lo consiguió. Cualquier otro torero hubiera cortado. Dávila, no. Pasó las de Caín intentándolo una vez más. Por fin, macheteó por la cara y se fue a por la espada de acero. Mató de estocada atravesada que hizo guardia. No fue el toro para menos. Pinchazo hondo atravesado casi perpendicular posterior. Rueda de peones. Y descabello. Ovación. Tras el arrastre del morlaco, también fue aplaudido aunque tibiamente.

El cuarto solo pesó 555 kilos. Y parecía una sardina grande. Con mucha cara. Dávila bien con el capote tragando paquete en el recibo. Este toro pareció ser más posible que el primero, de momento.  Bien colocado, tomó el primer puyazo manseando. Justo desde la raya interior se arrancó al segundo encuentro sin que le hicieran daño alguno. Muy bien Javier Ambel en la brega y Joselito Rus en banderillas. Ambos muy aplaudidos. Ayer había muy buenos aficionados en la Maestranza.   Bien por bajo y en dos de pecho Dávila en el inicio de la faena. En redondo, el toro repuso mucho y no dejó que Dávila terminara los muletazos. Algo mejor fue por el izquierdo. Eduardo se los dio con bastante firmeza, logrando alguno decente. Muy cortas las arrancadas en los derechazos siguientes que remató con un muy buen pase de pecho. Más izquierdazos de mucho mérito. Y ¿para qué más?  Pues hubo más con sustos incluidos. Tardó mucho Dávila en igualar para matarlo de buena estocada casi entera de rápidos efectos. Fue lo que buscada. Oreja. Misión cumplida, Eduardo. ¡Enhorabuena¡

Manuel Escribano es ducho en estas lides. Cárdeno claro el segundo. Escribano lo recibió con una larga de rodillas en el tercio y de seguido lanceó a la verónica bastante bien. Este toro se dejó más que el anterior. Galleó por chicuelinas y revolera para llevar el toro al caballo. Fue bravo y derribó. Le aliviaron el castigo. Puesto muy de largo, el toro se arrancó con alegría y tomó un leve segundo puyazo. Chicuelinas de Fandiño en el quite dando mucho espacio entre las tres que dio. Resultó desarmado y perseguido al rematar con una revolera. Por poco lo alcanza siendo librado por un peón de un posible percance. Escribano banderilleó en solitario con notoria facilidad. El segundo par, clavado a la media vuelta, le salió de perlas. Y el tercero, al quiebro por dentro junto a las tablas y arrancando sentado en el estribo, muy emocionante pese a caérsele un palo. Luego corrió por delante del toro a lo Fandi hasta pararlo. Las palmas echaron humo. El burel había galopado en banderillas viniéndose de lejos. Buena señal. Todos esperamos que fuera al menos manejable. Brindó Escribano al público. La faena empezó con dos pases cambiados con la derecha y tras cambiarse de mano con dos naturales. Bien por redondos en varias rondas. Fue un buen toro. El torero le dio siempre sitio en los cites. Es lo que se debía hacer. En la tercera, el bruto empezó a defenderse. Fue el momento de entrar a matar. Pero Escribano siguió intentándolo al natural. No lo permitió su enemigo. Manuel sufrió muy serios hachazos. De nuevo con la derecha, lo que se daba ya estaba dado. Fue imposible. Pinchó Escribano. El toro le había pedido la muerte antes. Lo consiguió a la segunda de estocada. Estando medio muerto, el toro pegó un agónico arreón. Clásico en algunos los toros de la casa.

Ahí va escribano a porta gayola. Señores: ¡Qué espera más larga en total silencio¡ Impresionante. 656 kilos. Aunque el torazo se paró distraído nada más salir, Escribano pegó la larga cambiada de rodillas limpiamente y veroniqueó a las mil maravillas después. Bueno de momento el tremebundo animal. Puesto de lejos, fue el toro al caballo con alegre galope y salió suelto al sentir el hierro. Cumplió mejor en el segundo encuentro dejándose pegar aunque también salió suelto. Escribano en solitaria acción banderillera. “Churumbelerías” para un buen primer par. Juego con el toro a cuerpo limpio antes de clavar el segundo. Comprometido de poder a poder. Y quiebro al violín por dentro el tercero. Gran ovación. Brindó a Dávila Miura.  Tremendo susto al empezar la faena con estatuarios junto a las tablas. Hizo bien en abrir al toro que tanto apretó para dentro. Naturales reponiendo mucho el animal. Imposible completarlos. Con la derecha un poquito mejor pero solo un poquito. Dos buenos, el tercero y el de pecho bien de verdad. Molinete, de pecho y más con la derecha teniendo que perder pasos entre pases. Bueno de pecho. Música: “Cielo andaluz”.  Estupenda ronda al natural. Rompió el burel por ahí. Pero Manuel prefirió seguir a derechas con cambio y desplante de rodillas. Si mata, tendrá una oreja de peso en la mano. Ayudados por bajo y gran estocada. Superior Manuel Escribano.

609 kilos pesaba el tercer toro. Fue aplaudido al salir. Pese a cabecear, Fandiño no estuvo mal en el recibo. Apuntó buenos lances y remató con media. Intentó gallear pero fue imposible. Se protestó que el animal tomara el primer puyazo al relance.  Manseó y evidenció falta de fuerza al salir. De nuevo sin colocarlo bien, tomó el leve segundo y salió suelto. Muy mal todos  por incapaces de colocar al toro en su sitio en la suerte de varas. Ante las protestas, por fin le colocaron de largo y el toro fue sin más en un tercer encuentro. Bien Pedro Lara en el primer par y Jesús Arruga en el segundo, Difícil el morlaco en la muleta. Corto, reponiendo y gazapón. Fandiño lo intentó con la derecha sufriendo serios avisos de cogida. Al natural, solo medios pases en el mejor de los casos porque el toro fue a peor. Aseado anduvo el de Orduña. Hasta fue aplaudido. Regresar a derechas fue un querer y no poder salvo en una trinchera en forma. Continuó empeñoso para nada. Fue un error seguir. Pero con este toro nunca vimos a Fandiño aperreado, sino, ya lo he dicho, muy aseado y muy valiente además de habilidoso al matar de estocada entera aunque demasiado trasera por lo que tardó en doblar el animal. Tuvo que descabellar tres veces

Cerró plaza y feria el sexto. 572 kilos. Cárdeno obscuro. Y escurrío de aspecto… Osú… Larga cambiada en el tercio y bien intencionados lances con media recortada de remate. Manejable aunque cortito de viajes el burel. Colocado muy de lejos, fue galopando el animal al caballo y tomó el puyazo con ruido de estribos. Más de lejos aún lo colocó Fadiño para el segundo. Y también fue saliendo suelto. El problema que tiene esto es que muchos creyeron que el toro fue bravo. No lo fue. Bien Pedro Lara en la brega de banderillas.  Buen par de Arruga. Y otro de Miguel Martín. Clarín floreado de final de feria. Emoción colectiva. Apaga y vámonos. A este había que cortarle la oreja como fuera. Derecha. Poca firmeza en los dos primeros. Guasa del toro. Se quitó el torero al intentar dar otro a derechas… Mal asunto porque si te quietas, estos toros se avisan de inmediato. Gazapea al citar al natural y echa la cara por las nubes en los embroques. Mal toro. Se tragó uno y el de pecho con la derecha a regañadientes. Empeño de Fandiño con la derecha sin resultados y a punto de ser cogido. Una pena. Y mucho riesgo al insistir con la izquierda. Ya no hubo más que hacer sino matarlo cuanto antes. Pinchazo y estocada…  Lástima. El año que viene no vendrá a dos. O quizá a ninguna.

J.A. del Moral

J.A. del Moral

Escritor, periodista, comentarista, crítico taurino y conferenciante. Cubre la temporada entera cada año desde hace más de 40, con más de 8000 corridas vistas.

18 Resultados

  1. Joselito dice:

    Observo que Miura saca más toros cárdenos que nunca y ya casi nunca saca la clásica “alimaña” que salía en todas las corridas. Oí decir en Valencia a algunos aficionados toristas y de más edad que es porque hace algunos años y de forma extra-oficial, Miura refrescó la ganadería con sangre de Victorino para darle mayor toreabilidad y que por esa parte de sangre Albaserrada que ahora llevan sus toros, le salen más cárdenos y más nobles que nunca. Y curiosamente también, saca menos colorados. ¿Alguien sabe hasta que punto es verdadero o falso este comentario? Gracias.

  2. albeitar dice:

    Enhorabuena por su crónica, como siempre analizando con rigor el juego de los toros, ya que, como usted lleva años diciendo hay que juzgar al torero en función del toro que le toca. Pero hay algo que se me escapa de su crónica: “Malo sin mayores problemas el tercero, Muy enrevesado y a peor el sexto” ha escrito usted muy acertadamente, y sin embargo de su crónica se desprende un ataque feroz hacia Ivan Fandiño. Lo dicho, hay algo personal que se me escapa en sus juicios hacia Fandiño.

  3. J.A. del Moral J.A. del Moral dice:

    No hay nada personal con Fandiño a quien a penas conozco salvo en un par de saludos sin conversación. Ya he dicho varias veces que cuando estuvo bien le puse bien y hasta muy bien. Pero que es ahora mismo no está bien ni a la altura de las veces que si lo estuvo. Como le veo bastante a lo largo de las temporadas que lleva sumando, tengo suficientes elementos de juicio sobre sus estados de ánimo, de forma y de sitio. Y desde que el año pasado sufrió un terrible golpe al lancear de capa en la plaza francesa de Bayona, no volví a verle nunca como en sus mejores tardes. Sé que tiene muchos partidarios que siguen creyendo en él a pesar de todos sus pesares y comprendo que les molesten mis crónicas sinceras porque yo digo siempre lo que pienso. Y me equivoco solo. No soy de los que escribe de oídas. Ahora llega Madrid. Ojalá tenga suerte y ocasión de estar bien. Pero bien de verdad. El año pasado cortó las dos orejas de un gran toro del que, si no lo mata sin muleta, solo hubiera cortado una. ¿O no?

  4. angel conejo dice:

    Con la venia Señor Del Moral: Ivan Fandiño,corto una oreja a cada uno de sus toros el pasado dia 13 de Mayo en su primer compromiso isidril. No las dos de un toro. Fue el dia que se arrojo de manera suicida y temeraria a la hora de entrar a matar al segundo de su lote. La corrida: PARLADE. A la sazon,corrida de la feria.

  5. J.A. del Moral J.A. del Moral dice:

    Gracias. Lleva usted razón. Lo que yo quería decir es que la oreja la cortó por tirarse a matar sin muleta.

  6. Rafa dice:

    Albeitar. Quien va a tener nada personal con fandiño? El qué lo tiene es el con todo el mundo. Pero vamos que ese no es el caso. El caso es que hace daño a la vista. Que es muy malo coño

  7. Rafa dice:

    Si el Sr. Canoera fuese buen aficionado, no contrataría más a fandiño en la vida. En Sevilla no nos gusta ver eso

  8. José luis dice:

    A sí es Sr. Conejo. Una de regalo y otra por tirarse a matar sin muleta. Se confundió el Sr. Del moral. Porque como han sido tantos los toros de dos orejas que le tocaron y sólo corto una y casi siempre de regalo, normal que lleve a la confusión

  9. Ecuanime dice:

    Debo ser muy tonto, pero no logro entender los odios que despierta Fandiño. No me entra en la cabeza porque odiar no es bueno. Si puedo entender el odio a los etarras, a Maduro y a gentuza así, pero a un torero?

  10. J.A. del Moral J.A. del Moral dice:

    Por lo que a mi respecta, jamas sentí odio por nadie….

  11. José luis dice:

    Odio?. Por favor Sr.. Ecuánime. Se paró usted a pensar los actos de este individuo. No brindar al rey, vetar a fortes, urdíales, del álamo etc. Además que tiene eso que ver con su horrorosa tauromaquia?

  12. Fabio dice:

    Aquì, y creo interpretar el pensamiento de los comentaristas, del dueño del portal y de sus colaboradores, nadie odia a Fandiño y sobre todo nadie odia a los que se visten de luces. Se trata de juzgar con indipendencia, pasiòn, claridad y convicciòn a un torero.
    Fandiño a pesar de algùn sector de criticos y un circulo de aficionados que le quiere poner en el pedestal de las figuras, tal no es y quiza nunca lo serà. Analizamos sus virtudes y sus limites (en proposito recuerdo un precioso articulo salido por la aventajada pluma don Angel Conejo hace meses ) exactamente como se debaten otros asuntos, cuanto se examina la tauromaquia y las temporadas de los demàs protagonistas del escalafon..Leì, en este mismo portal, cronicas positivas de sus actuaciones cuando habia que ponerle bièn y efectivamente se puso tal…Fandiño no huele a figura y, ademàs, despues de Bayonne no ha vuelto nì de lejos a sus tardes meyores…comprensible, triste…pero Señores, no se pueden tapar sus petardos…Con respecto a la tarde de los Parladè, creo recordar su textosterona en el 2° de su lote y su 1°que tenia que irse desorejado y no fue aprovechado completamente por el de Orduña..La nueva temporada empezò cuesta arriba por Fandiño, ojala pueda recuperar y recuperarse. El meyor Fandiño (no este) es un torero de un corte que siempre tuvo hueco en las ferias aunque no le veo en figura ni hoy nì mañana.

  13. Ecuanime dice:

    Fabio, usted cree que un torero tan malo es capaz de colgar el no hay billetes (24.000 localidades) en Madrid fuera de temporada? Las cosas en su justo término. O a cambio de Fandiño usted prefiere que nos sigamos tragando a los Rivera, Padilla o al becerrista Cayetano que reaparece ahora?

  14. J.A. del Moral J.A. del Moral dice:

    Que repita la hazaña. Por cierto muy bien aunque exageradamente publicitada en base a los toros con las divisas que se anunciaron. La entrada no llegaría ni a la mitad del aforo. Y lo siento.

  15. Ecuanime dice:

    No entro en las causas, sino en el hecho hecho irrefutable de que llenó la plaza. Y los empresarios toman nota de eso: conclusión, de momento seguirá toreando bastante, por muy malo que sea y acumule fracasos

  16. José luis dice:

    Ecuánime. Si los empresarios toman nota. Pero para mandarlo al carajo

  17. porton2 dice:

    Llenó la plaza Fandiño o los toros anunciados? Creo que tengo derecho a dudar… Y motivos. Saludos

  18. José luis dice:

    Portón2. No tengas la menor duda que llenaron los toros. Fandiño tiene menos fuerza que una galleta mojada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

También puede interesarte: