th (46)

Sánchez, enemigo público del toreo

Por Paco Mora en Aplausos

Me gustaría saber qué piensan determinados socialistas históricos ante el respaldo de su líder actual a los que quieren prohibir o hacer imposible la celebración de espectáculos taurinos.

Independientemente de que parece que Pedro Sánchez está dispuesto a pactar con todos los anti sistema, independentistas y demás purria, con el único objetivo de “asaltar el cielo” del poder para conseguir sentarse en la poltrona de La Moncloa, me gustaría saber qué piensan determinados socialistas históricos ante el respaldo de su líder actual a los que quieren prohibir o hacer imposible la celebración de espectáculos taurinos. Y estoy pensando en Ramón Rubial, Alfonso Guerra, José Bono, Enrique Múgica, los catalanes Martí Jusmet, Rodolf Guerra, Lluís Armet y muchos otros ya desaparecidos o aún entre nosotros, de reconocida y nunca desmentida afición a la Fiesta de los Toros. ¿Qué dirían los ya fallecidos y que dirán los que todavía viven, del pacto del PSOE con comunistas y “podemitas” para apuntillar la Fiesta de los Toros nada menos que en Córdoba?

Se me antoja qué pensarían/pensarán que el tal Pedro (un Zapatero bis corregido y aumentado) está dispuesto a aliarse hasta con el churrero de la esquina y con el que toca el bombo en las Fiestas de la Ascensión de Granollers, si ello le permitiera ser presidente aunque fuera cinco minutos, con tal de hacer realidad sus ambiciones personales y sacar pecho ante sus paniaguados, a los que tampoco les importa jugarse un partido que fue sustancial para la restauración de la democracia en España. Esta es la tropa que está asombrando a las democracias occidentales con su carencia de respeto a un régimen de libertades que tanto costó construir a quienes les precedieron en su propio partido y en todos los demás. Y sobre todo al pueblo español, que es quien sufre las consecuencias de sus despropósitos.

________________________________________

La traición del PSOE a los toros en la fiesta cordobesa del pijama

en ABC

C

Hay mañanas que uno preferiría que la realidad fuese alguna pesadilla de la noche, que al frotarse los ojos todavía estuviera entre las sábanas con el pijama. ¿Pijama? Sí, esa prenda que se ha puesto de moda entre nuestros representantes políticos. Y solo así se explica que cuando hablan al ciudadano al que representan vayan aún con la «caraja» y lo tomen por «el tonto la pandereta». Mismamente este martes el portavoz de Ganemos en el Ayuntamiento de Córdoba, Alberto de los Ríos, quien después de que su partido, en unión con PSOE e IU, votase una moción contra la tauromaquia, dijo muy digno que «el tema toros no aparece en ningún caso en esta moción, no hay más chicha que su no financiación». La risa de los asistentes al pleno se oyó con estruendo a través de internet. No en vano, los representantes de Ciudadanos y del Partido Popular  habían puesto sobre la mesa el tuit clarividente deGanemos Córdoba: «Ni toros ni circos con animales».

Los tuits oficiales y las hemerotecas esconden verdades. Y las mentiras tienen las patas muy cortas. Los partidos mencionados, con una gran intervención de Vilches y Moreno, que votaron contra lo moción (además del Grupo Mixto), pusieron colorada a la alcaldesa, la socialista Isabel Ambrosio, alrecordarle su época como delegada del Gobierno. Resulta que en su visita de 2011 a la plaza de Priego de Córdoba, la señora Ambrosio ensalzó la importancia económica y cultural de los toros en Andalucía, mostrando un apoyo (in)condicional a la tauromaquia.

Pero entre sueño y sueño de mandato y «califatos», hay políticos capaces de vender su alma al diablo y traicionar a su pueblo -un pueblo andaluz ya no solo aficionado a los toros sino que vive también del toro por los empleos que genera y por su reclamo turístico-, con tal de tener una cuota de poder aliándose con los radicales de Ganemos. Al fin y al cabo la política parece hoy más que nunca un circo. Se vota contra los toros y contra el circo, aunque el circo lo forman ellos solos en la fiesta del pijama (o esquijama), por cierto con aires a uno que sacaba Fofito y Miliki (y que me perdonen los inolvidables payasos de la tele por la comparación).

Me importa un carajo cómo vistan o el pelo que gasten los políticos, pero que no tomen por imbécil ni en duermevela a la sociedad. Esa subvención de la que hablan -entradas al margen para promocionar un espectáculo que aporta a cualquier ciudad muchísimo más de lo que recibe y obviando a esos políticos de todo color que van gratis a callejones- se refería en gran parte a los 18 mil euros que se invirtieron parael festival taurino contra el cáncer, un espectáculo taurino en el que los toreros actúan gratis por la mejor de las causas y los ganaderos donan sus toros, en solidaridad contra las víctimas del cáncer. Como bien recordó José Luis Moreno, «la asociación ha recibido 250 mil euros, con los que ha comprado una unidad de mamografía que recorre más de 50 pueblos, tres pisos de acogida para enfermos, tres unidades de cuidados apliativos, seis psicólogos, una trabajadora social, además de la investigación y una beca». Y ustedes, señores que van de dignos y amigos de los que más lo necesitan, ¿qué hacen? ¿Querer acabar con el toreo de manera encubierta e incluso con la ayuda a las víctimas del cáncer? ¡Para amigos así mejor un enemigo! Mucha palabrería y poca acción. Y mucho discurso cobarde y ramplón. Me encantaría saber qué opina Susana Díaz del ataque de su partido a la Tauromaquia (Patrimonio Cultural) en Andalucía. Tal vez sea hora de que active el despertador y les saque de la fiesta del pijama y recuerde que numerosos aficionados a los toros son votantes socialistas.

Por cierto, señora Susana Díaz, la portavoz socialista que intervino en el pleno cordobés justificó su moción «por ser respetuosa con los animales y el medio ambiente». ¿Medio ambiente dijo? ¿Acaso desconoce que no hay mundo más ecologista y respetuoso con el medio ambiente que la ganadería de lidia? Me río por no llorar… Por favor, que suene ya el «ring, ring» del despertador… Despertemos ya del sinsentido y la sinrazón.

3 Resultados

  1. Julio Juan dice:

    Sánchez, enemigo público del toreo y del PSOE,

  2. J.A. del Moral J.A. del Moral dice:

    Y de ESPAÑA. Traidor nato. Sepulcro lleno de ratas rabiosas aunque blanqueado. Pero tendrá su castigo antes de lo que él mismo cree. Todos los que le han votado o los que se han abstenido son lo mismo.

  3. gregorio dice:

    La culpa de esta situación no solamente es de los sinverguenzas comunistas de Podemos y sus amigos del PSOE. La culpa la tienen muchos, La tiene el mundo del toro para no promover la Fiesta (¿cómo puede ser que no se anuncie con la debida difusión mediatica lo que se recaurda en el festival taurino para el cancer o en otras corridas beneficas?). La tienen los aficionados que asisten pasivos a estos echos sin manifestarse nunca. Ningun Ayuntamiento se atrevería a aprobar estas medidas si hubiesen manifestaciones de aficionados que hagan un poco de ruido. Los plenos son de todos, también para que se oiga la voz de los aficionados. Pero de muchos de ellos y no solo de un buen hombre con un capote como se ve en la foto

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

También puede interesarte: