th (23)

En España también deberíamos organizar espectáculos como los de Ponce en Francia y el de Morante en Lisboa

El más reciente recital de gran toreo a cargo de Morante de la Puebla, amenizado por un extraordinario cantaor de flamenco, El Cigala,  que tuvo lugar en la plaza lisboeta de Campo Pequeño, ha sido la continuación de los tres que ya ha protagonizado Enrique Ponce en las plazas francesas de Nimes y Mont de Marsan el pasado año y más recientemente en Istres.

Ponce, ocho orejas, dos rabos y un indulto, hace historia en los seis toros de Istres

Es una pena que estos cuatro grandísimos espectáculos no se celebren en algunas plazas españolas. Claro que, para que tengan éxito, no todos los toreros son capaces de llevar a cabo algo tan especial. Solamente los grandes artistas pueden acoplarse a la gran música o al gran cante. Que lo haya conseguido Morante fue una suerte inmensa para los aficionados lusos. Pero con Ponce tan asombrosos hechos estuvieron servidos con notable éxito, prácticamente de antemano, por su proverbial gran capacidad con más toros que la bastante más limitada de Morante. Sea como fuere, repito, en España deberían organizarse esta clase de corridas.

No hace falta que sean muchas porque generalizarlas supondría terminar en casi seguros fracasos. Y es que es algo muy difícil de conseguir. Pongan ustedes a otros toreros por buenos que sean y verán cómo sus maneras hasta rechinan con estas músicas. Aparte Ponce y Morante, solamente José María Manzanares sería el tercer elegido. Y alto. Ni uno más. A no ser que surjan algunos con la misma o parecida gran clase.

La gran clase es una posesión cuasi divina y por eso fueron, son y serán poquísimos toreros los que la tuvieron, la tienen y la tendrán. Y eso es lo que más marca la diferencia entre esta ínfima minoría y la inmensa mayoría del los diestros restantes.

Pero cuando hay toreros capaces de torear y danzar con tanto arte al mismo tiempo, no querer organizar esta clase de espectáculos es poco menos que tirar la casa por la ventana.

Quien le iba a decir a Puccini, por ejemplo, que su más famosa área de la ópera Turandot iba a servir de telón musical de una gran estocada de Enrique Ponce…. La espada quedó enterrada en lo alto del morlaco y este cayó fulminado justo en el momento que el tenor italiano, Francesco, terminaba la maravillosa canción y el público que abarrotaba el Coliseo Romano estalló en un éxtasis colectivo como jamás habíamos visto, vivido y gozado en nuestra vida (Francesco es el que aparece en la foto de la portada de este articulo mientras canta desde una barrera de sombra del Coliseo nimeño).

Aunque me salga algo del tema, termino con algo que sucedió respecto a la tarde de Ponce en Istres. Hace una semana que en mi habitual intervención de los domingos en el programa Clarín de Radio Nacional (Radio 5 Todo Noticias), José Luis Carabias me pregunto por qué no me referí a lo del smoking que se puso Ponce cuando comenté su histórica tarde con seis toros, amenizadas sus seis faenas por una orquesta, un magnífico barítono y el Coro de Conservatorio de Burdeos. Y le contesté que para los que estuvimos allí, lo del smoking fue una simple anécdota que careció de esa importancia que luego le dieron algunos periodistas que llegaron hasta calificar a Enrique de mamarracho. Si hubieran estado presentes en la plaza de Istres, que era su obligación profesional para tener derecho a opinar sobre lo sucedido, ni se les habría pasado por la cabeza referirse tan agriamente al que se puso un traje de etiqueta y, mucho menos, insultar al gran maestro.

Hemos visto hacer muchas cosas bastante más raras a otros toreros e infinitamente más censurables que lo del smoking de Ponce y los ínclitos se han callado como muertos. Bastante peor que ponerse un smoking una sola vez en la vida – la más larga y brillante de la historia, por cierto – es dejar que le maten en el caballo al noventa y cinco por ciento de los toros que ha matado en su cual hizo el admiradísimo torero del que llamó mamarracho a Ponce. ¿O no?  Pues eso.

J.A. del Moral

J.A. del Moral

Escritor, periodista, comentarista, crítico taurino y conferenciante. Cubre la temporada entera cada año desde hace más de 40, con más de 8000 corridas vistas.

5 Resultados

  1. Titi dice:

    Hola José Antonio.
    Después de tanto tiempo leyendo tus crónicas, si me permites, seré breve, y quisiera animarte para que sigas defendiendo la fiesta de los toros, que no te calles y cuentes quienes son los que atacan y descalifican lo que tanto nos gusta y tanto amamos.
    Todos, tenemos preferencias en toreros y ganaderías, unos toreros nos pueden gustar más unos que otros. Pero siempre hay que tener educación y respeto por los toreros que salen a la plaza a jugarse la vida y dignificar a su profesión.
    Gracias por la atención y mucha suerte en Pamplona.
    Un saludo.

  2. Juan Jose dice:

    Hola Sr. Del moral me gustaría saber su opinión del caso de las tres promesas de novilleros ahora ya toreros que nada mas tomar la alternativa se han quedado practicamente parados o sentados en el banquillo, cuando hay dos toreros como Roca Rey y Lopez Simon que están toreando en todas las ferias y en muchas dos tardes, además creo que alguno de estos dos no le esta viniendo nada bien por que empezamos a estar casados de ver siempre lo mismo a Lopez Simon, es esta la renovación? o es el negocio de los empresarios que esplotan este año a Roca y Simon y el año que viene a Gines,Alvaro y Varea?
    una cosa mas sabe algo del sobrino nieto de Curro Romero que tanto nos ilusiono en Santander hace unos años?

  3. J.A. del Moral J.A. del Moral dice:

    De acuerdo con su análisis. Aunque Rocay Rey es el que más está justificando sus muchísimos contratos para los que ni siquiera le hace falta la ayuda de la empresa Pagéz que es la que tiene detrás. En cuanto a López Simón, si que quienes están detrás – los Matilla – son los que le sostienen aunque el torero continúa triunfando casi a diario gracias a su casi infalible espada. Pero no sus modales toreros que repite y repite como un papagayo bajo la batuta de su apuntado… que no es, precisamente, su apoderado. Los aficionados, no los públicos en general, estamos hasta el mismísimo gorro de López Simón por lo que no creo que el año que viene toree tanto como este. De los restantes emergentes, José Garrido no está dando la alta medida que dio en la famosa novillada matinal frente a seis novillos de Bilbao. Y eso es muy malo…Y es verdad que a Ginés Marín, Álvaro Lorenzo y no tanto a Varea les veremos más el año que viene. Ya veremos si aguantan o no este gran compromiso. Y, finalmente, no sé nada del sobrino de Curro Romero salvo la cornada que ha sufrido. A mi también me gustó cuando le vi debutar en la Maestranza y en Santander. Pero parece que no funcionó igual en las demás novilladas. Gracias por su comentario que atiendo gustoso.

  4. joselito dice:

    Pues yo soy más tradicional y personalmente, no me gustan este tipo de corridas con música no taurina y espectáculo que se sale de lo habitual. Prefiero ver torear escuchando de fondo “Tercio de quites” o “La Concha flamenca” por citar algún pasodoble de los muchos que te ponen los pelos de punta, Y en el caso que se den estas corridas, que el trapío del toro esté a la altura del espectáculo en cuestión: músicos, cantantes, adornos, etc porque si no, la corrida en sí, se desvirtúa. Eso sí, en el caso de que se hagan, efectivamente, son muy pocos los toreros que por su forma de torear puedan participar en ellas . Coincido con los tres que usted cita e incluso yo añadiría a Talavante. Pero no veo que grandes toreros como Castella, Pereda o el Juli, por su forma de expresar el toreo, encajen en esta clase de espectáculos. Y tampoco a Roca Rey.

  5. J.A. del Moral J.A. del Moral dice:

    Es evidente que esta modalidad musical no podría generalizare por cuanto la mayoría de los toreros parecerían ridículos tratando de acoplarse a las músicas sinfónicas. Pero aseguro que con los poquísimos capaces de llevarlo a cabo, el espectáculo es extraordinario. Claro que nadie podría soportar ver torear a El Juli, por ejemplo, amenizado por el Concieto de Aranjuez….

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

También puede interesarte: