8ª de Fallas en Valencia. Cumbre, clase y sabor de Finito de Córdoba en una excelente corrida de Fuente Ymbro

Se lo perdieron los que no lo vieron. Antes de que comenzara el festejo, daba pena ver los tendidos, gradas y andanadas medio vacíos en esta bellísima plaza. Y que me perdonen Román y Ginés Marín quienes pudieron triunfar y hasta salir a hombros de no haber fallado con sus espadas. Que me perdonen, insisto, porque ayer vimos torear a Finito de Córdoba en su mejor versión en sus dos toros y, sobre todo, en el estupendo cuarto de Fuente Ymbro. Ricardo Gallardo también pudo sentirse muy orgulloso de haber visto lidiar una por todo magnífica corrida. Así pues, el final de esta feria fallera de 2019, que por cierto, ha sido una de las mejores de su historia – ¡enhorabuena a Simón Casas! – no pudo tener mejor final.  E insisto, salvo a la hora de matar – fallaron más o menos los tres espadas – y cada uno con sus particulares maneras dieron de todo o casi todo de lo que son capaces de dar-

Pero, señores, lo de Finito ayer fue de quitarse el sombrero. Muy especialmente su gran faena al cuarto que, en mi opinión, ha sido la mejor entre las mejores de esta feria triunfal, mediante un toreo con la muleta como para soñarlo y cantarlo en latín. La naturalidad, la elegancia, el sabor, el perfume que lleva dentro Finito estando en vena y ayer lo estuvo y de qué manera, fue y seguirá siendo inolvidable y digno de añadir a las mejores labores que hayamos visto en nuestra vida.

Así pues, nuestra más sentida enhorabuena a Finito de Córdoba. Me alegra muchísimo escribir esto porque el año pasado critiqué a Juan Serrano tras cortar dos orejas – una de cada uno de sus toros – en la feria de nuestra Córdoba por haberse traicionado a sí mismo por limitar su actuación a lo que he dado llamar tecnocracia que es cuando se torea más atento a la técnica que al arte. Y Finito se me cabreó como pocas veces me ha sucedido en mi larga vida. Aquella tarde, quien perfumó el coso de Los Califas fue Morante de la Puebla.

Por mi parte, pelillos a la mar….

Valencia. Coso de la calle Xátiva. Martes 19 de marzo de 2019. Octava  y última de feria.Tarde fría con un tercio largo de entrada.

Seis toros de Fuente Ymbro. Muy bien  presentados, con buenas hechuras y de vario juego. El negro listón abrió plaza suelto de salida y enseguida corto de viajes y echando las manos por delante en el capote. Cumplidor en el caballo sin más lucimiento de meter bien la cara en una bonita media de Finito en su breve quite y en el que recetó Román; pronto en palos y muy noble en la muleta por el lado izquierdo y también por el derecho aunque muy rajado al final. Notable en los primeros pasajes, algo distraído en palos y muy enrazado además de bravísimo en la muleta con franquía y fijeza por ambos pitones. Fue premiado con vuelta al ruedo. Castaño el tercero, bravo en varas, blandeó en palos y se distrajo en la muleta sin humillar. Noble en el capote y aliviado en varas el basto cuarto que también fue muy noble con superior clase y temple en la muleta. Alegre y bravo en varas  el negro quinto que también fue muy noble en la muleta. Y negro mulato el sexto que manseó por suelto en varas y se defendió en banderillas, mejorando muchísimo en la muleta.

Finito de Córdoba (terciopelo granate y oro): Pinchazo y estocada tendida atravesada, aviso y ovación. Pinchazo y estocada desprendida, oreja muy cara. 

Román (corinto y oro): Pinchazo, estocada muy contraria enhebrada y cuatro descabellos, dos avisos y ovación. Cuatro pinchazos y estocada traserísima, dos avisos y ovación. 

Gines Marín (añil y oro): Corta caída y estocada, silencio. Gran estocada de perfecta ejecución aunque algo trasera y  dos descabellos, petición insuficiente y gran ovación.

Del el peonaje, Iván García destacó sobremanera en la brega y sobre todo en banderillas.

Finito llegó a Valencia a petición de Simón Casas para sustituir al anunciado y todavía convaleciente Emilio de Justo. No fue de chocar que Finito y Simón se abrazaran sentidamente al terminar la por todo clamorosa vuelta al ruedo portando una oreja de su estupendo oponente.

Pienso que ese abrazo se lo habríamos dado a Finito si hubiéramos podido. Como también se lo hubiéramos dado a Ricardo Gallardo por el corridón que trajo a Valencia.

Pero como ya quedó dicho, antes de los clamores finitistas, esta tarde anotó una completa y sensacional actuación de Román frente a sus dos toros – pudo haber cortado tres o cuatro orejas de haber acertado con la espada y por lo que sabemos se debió al más estado de su brazo derecho – con los que se hartó de torear en dos faenas profusas, sabrosas e interminables, supongo que por lo entusiasmado que Román estuvo consigo mismo y también temeroso de que llegaran los momentos de perfilarse para entrar a matar. Este Román torea como es, entusiasta hasta grados inimaginables. No es un torero fino sino grueso y no me refiero a su aspecto físico. El suyo es el toreo de la abundancia, de la alegría y, sobre todo, de la entrega. Ayer en Valencia puso a los espectadores además de paisanos al borde de un ataque de nervios. La gente contempló sus faenas como locos, emborrachados por la borrachera torera de Román.

Solamente falló el tercer toro de esta memorable corrida y le correspondió a Ginés Marín quien apenas pudo sosegarse ni templarse en su primera labor muleteril, llena de enganchones por lo mucho y muy alto que derrotó el toro al final de sus cortos viajes. Pero el sexto fue bastante mejor, parejo en comportamiento al de sus cinco magníficos hermanos y, Ginés, que anda queriendo quitarse los miasmas que le achararon la temporada pasada, fue el que queríamos volver a ver. Me alegra mucho poderlo decir. Ginés ha vuelto a su mejor ser y estar. Lástima que fallara al matar a este sexto toro, lo que le impidió sumarse al clamor que acompañó a Finito de Córdoba abandonaba la plaza.

J.A. del Moral

J.A. del Moral

Escritor, periodista, comentarista, crítico taurino y conferenciante. Cubre la temporada entera cada año desde hace más de 40, con más de 8000 corridas vistas.

5 Resultados

  1. gregorio dice:

    Lo del Fino fue superior. Lástima un torero de esta categoría toree tan poco. Lo peor es que nos quieren vender como toreros de culto o hasta de arte unos mediocres que delante de esos fuenteymbro y ese viento no se hubieran quedado quietos ni un minuto. Y no digamos torear como hizo el Fino. Otros dicen que las figuras de hoy tienen los días contados. Luego viene el Fino y da un baño oceánico a los supuestos toreros del cambio que ayer tuvieron dos de los grandes toros de esta feria. Mucho le queda por tragar

  2. Aficionao dice:

    Ese segundo de fuente Ymbro lució porque tuvo delante a un tío con dos narices, que tendrá más o menos clase, pero que le puso la muleta en la cara y se quedó en el sitio para ligar a pesar de que el toro era el vendaval. El. Torero también puso mucho de su parte para que viviesemos esa emoción. Cuantos hubiesen corrido delante de esa toro y no se hubiese podido ver porque lo habría matado en el caballo. No quiero ni pensar que le hubiese tocado a Finito. Reconocimiento a Román, que no abrió la Puerta Grande con rotundidad porque tiene lesionada la mano derecha. Paciencia Román, con esa actitud y ese valor puede funcionar porque le van a valer muchos toros

  3. gregorio dice:

    El simpático Román estuvo en su línea voluntariosa y efectista, pero en una faena de muchos enganchones y despegada. Faltó bajarle la mano y poderle al toro que se fue con mucho que torear. No es casualidad que nadie pidiera el indulto por ese grandioso toro. Otras veces estuvo mucho peor con toros de bandera, como unos fuenteymbros en Madrid, por lo tanto por fin celebramos la mejora. Con Damasco en manos del cordobés hubiéramos disfrutado de la poderosa técnica y de la gran clase de Finito que conoce esa ganadería mejor que nadie. Pero incluso sin tener esa suerte, el Fino consiguió que a la salida solo se hablara de él.

  4. Aficionao dice:

    Estamos acostumbrados al toreo con el pastueño colaborador y cuando sale un ña fiera como el segundo es normal que haya enganchones, pero también emoción. Finito con ese toro? No me haga reír. Si con lo que le tocó no paró quieto. Si, mucha clase y mucho cartel de toro pero en el Toreo hay que estarse quieto

  5. Mariano dice:

    Vamos, de pastueño primero y cuarto no tenían nada. El segundo tuvo mucha bravura, igual que Horroroso. Pero ese sí tuvo la suerte de que un torero le cuajara. Parece que este Aficionado vió otra corrida

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

También puede interesarte: