Muy grave quebranto económico en Pamplona

gorasanfermin - Instagram Hashtag | PicoMico

El quebranto económico sin San Fermín y el varapalo para los ancianos de la MisericordiaLa suspensión de la Feria del Toro deja a la residencia con un déficit presupuestario

La suspensión de los Sanfermines de 2020 a causa de la pandemia de coronavirus y, por tanto, de la Feria del Toro de este año, es motivo de tristeza para los aficionados a la tauromaquia, pero también tiene importantes repercusiones económicas para la Casa de Misericordia, propietaria de la plaza pamplonesa.

La suspensión de la Feria del Toro, ha comentado a Efe José María Marco, presidente de la Comisión Taurina de la Casa de Misericordia de Pamplona, desde un punto de vista sanitario «es absolutamente lógica y de sentido común», aunque no deja de generar «tristeza y frustración» entre los aficionados.

La Feria de San Fermín, ha recordado, es muy importante para Pamplona, «porque son sus fiestas», pero, para la Casa de Misericordia, organizadora de los festejos taurinos, «supone un quebranto económico importante en sus presupuestos».

Marco ha explicado que uno de los principios fundacionales de la Casa de Misericordia de Pamplona es el mantenimiento de la residencia de ancianos, con capacidad para 550 personas. Por su propia naturaleza, la Casa establece «como un criterio prioritario y primordial» para la admisión de residentes su falta de recursos económicos.

Negociaciones con los toreros

Marco ha señalado que la Casa había empezado a negociar con algunos toreros, pero «eran simplemente los contactos típicos que se hacen al principio». Estos contactos fueron breves, «porque ya a mediados de marzo nos dimos cuenta de que esto era muy serio, ya se habían suspendido Fallas, Sevilla, Madrid estaba a punto y vimos que Pamplona no llegaba ni por asomo, con lo cual suspendimos todas las negociaciones».

Las que sí estaban apalabradas, con la reserva de plaza, eran las ganaderías, pero no ha habido un gasto previo en ese sentido. «Lo que sí hay es un lucro cesante, por lo que se deja de ganar, ése es el problema», ha lamentado Marco.

El presidente del Club Taurino de Pamplona, José Mari Sevilla, ha reconocido que, «como aficionados, es de pena y tristeza no poder asistir ni a los Sanfermines ni a la Feria del Toro».

«Tenemos pena y tristeza, porque es nuestra afición el ir a los toros y nos vemos privados de ello», ha asegurado el presidente del Club Taurino, quien ha apuntado que, sin embargo, sus miembros acostumbran a desplazarse a otras ferias españolas y a las de otras localidades de Navarra.

Este año, «nos ahorramos el abono de la Feria del Toro, pero no nos compensa, tenemos afición por la tauromaquia y nos gusta ir a ver las corridas», ha apostillado.

Sevilla ha afirmado comprender que las autoridades, «en la situación en la que estamos, opten por salvaguardar los intereses de toda la población».

El drama de los ganaderos

Pero, más allá de la Feria del Toro, la suspensión de los festejos taurinos este verano tienen a unos grandes damnificados: los ganaderos. En Navarra, según datos de este pasado invierno, había casi 10.000 cabezas repartidas en 68 explotaciones.

El presidente de la Asociación de Ganaderías de Reses Bravas de Navarra, Víctor Arriazu, ha comentado al respecto que «las ganaderías están muy mal, porque la situación, a día de hoy, es que no sabemos si va a haber algún festejo en Navarra» este verano.

Los ganaderos, ha informado, obtienen el 80 % de sus ingresos de los festejos taurinos de verano, en julio, agosto y septiembre. El año pasado, el Gobierno de Navarra autorizó 1.591 festejos.

Esta situación afecta a los ganaderos de toros de lidia de Navarra, ya que, según el reglamento, cuando una res cumple los seis años, ya no puede ser lidiada. Por tanto, ha indicado Arriazu, «los toros que ahora tengan cinco años ya no se van a poder lidiar y tienen que ir al matadero para carne; ésa es la última salida, cuando ya no te queda otra opción».

En Navarra, para las vacas bravas que se utilizan en festejos populares no hay límite de edad, pero los ganaderos también están sacrificando animales en el matadero. «Tenemos los mismos gastos que en un año normal, de alimentación, de veterinario, de maquinaria y, si no tienes ingresos, la única solución es quitar gastos matando animales para hacer un poco de caja», ha reconocido Arriazu.

Para el presidente de la asociación, «está claro que la situación del año que viene no va a ser la misma que íbamos teniendo estos años. Nos vamos descapitalizando porque vamos matando animales a un precio que no es el de su valor real y el año que viene nos tendremos que apañar con lo que podamos»,

El Gobierno de Navarra, para paliar la situación de estos ganaderos, ha aprobado ayudas por valor de 750.000 euros para compensar los costes de alimentación y mantenimiento de las reses. La ayuda será de hasta 90 euros por cabeza para todas las explotaciones de más de 10 animales (ganado mayor de 8 meses), tanto herrado como sin herrar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

También puede interesarte: